La Sociedad de los Poetas de la Noche, Capítulo “B”, Notas de campo 6ta. Parte

<Leer la entrada anterior                                           Leer la entrada siguiente>

La sociedad de los poetas de la noche - CAPITULO B-6ta parte-Notas de campo

Con cautela, rodeada por un aura de inseguridad sobrenatural, la pequeña saltamentes se acerca más a la cabina. En puntas de pie, pero sin atreverse a tocar la carroza, mira hacia el interior. Lo que ve le llena de espanto, la retrotrae automáticamente.

-¿Es hora… de empezar a copiar más rápido…, mi querida Elsa?- pregunta la Escriba, desde atrás.

-Sí, sí, es hora- responde. Lo que los ojos le han mostrado a la mente le apaga un poco la voz. Camina hacia atrás, se aleja de la carroza fúnebre y ésta reanuda su recorrido, atraviesa la sala y desaparece por el túnel en el otro extremo.

-Se fue…

-¿Qué cosa? -inquiere la anciana con sincero desconcierto.

-¡La carroza!

-¿…carroza?

CONTINÚA PRÓXIMAMENTE…

LEER ENTREGAS ANTERIORES

Anuncios

La Sociedad de los Poetas de la Noche: Capítulo “A”, 6ta Parte

<Leer la entrada anterior                                           Leer la entrada siguiente>

Lo que sigue despierto tiene voz, alma, y escribe.

Perseguimos la resiliencia del nigromante. El poder de la metáfora.

Tenlo por seguro, las plumas serán espadas que se ungirán con tinta.

Nosotros somos La Sociedad de los poetas de la noche, y así escribimos.

Elsa deja de leer y roza las páginas con la palma. Son rugosas, y en algunos sitios, la tinta, que no debería haberse inmutado, manifiesta una inusual debilidad.

Tal parece que la magia de los libros está menguando su poder -piensa ella-. O… Tal vez el soporte esté sucumbiendo… Tengo que apurarme...

CONTINÚA PRÓXIMAMENTE…

LEER ENTREGAS ANTERIORES